La Biblia desde el siglo XXI

Escribiendo por doquier (4)

<-- Primer post de esta serie
<-- Post anterior Post siguiente -->

Aquí estoy de nuevo con las herramientas móviles que nos permiten "escribir por doquier".

Tras comentar en el post anterior las herramientas físicas, paso sin más preámbulos a comentar las herramientas "informacionales", las aplicaciones de entorno Android sin las que los "cachivaches" físicos nada pueden hacer. (Se me ocurre pensar que probablemente un monje del siglo XII les llamaría "cuerpo" y "espíritu". O "cuerpo" y "alma". iVaya usted a saber!).

3.   Sobre las aplicaciones
 
3.1.    El sistema operativo

El sistema operativo es transparente para el usuario. Se activa cuando encendemos el terminal y ahí queda humilde y silencioso dejando el protagonismo a las aplicaciones que permite sean ejecutadas sobre “sus hombros”. En principio no tendría por qué tocar este punto, pero dado que la respuesta de las diferentes aplicaciones varía según la versión de Android se utilice, he creído conveniente aclarara cual es la versión sobre la que he utilizado las aplicaciones que comentaré, puesto que quizás el resultado no sea exactamente el mismo en otras versiones.

Tanto en la tableta como en el teléfono tengo actualmente instalada la versión 5.1.1 (Lollipop).  Con la versión anterior (La 4, “KitKat)  estaba más satisfecho. Pensé que migrar a una versión más moderna implicaría ventajas en todos los aspectos. Pero no fue así. Dado que los problemas no eran muy graves, descarté la marcha atrás, y tras "salsear" por Google Play en busca de aplicaciones sustitutas a las que me desencantaron tras la evolución del sistema operativo, tras varios meses, prácticamente estoy con las mismas que usaba antes de la migración. Esto tiene su lógica, puesto que al igual que el sistema operativo evoluciona (“no siempre a mejor”), las aplicaciones también lo hacen, tanto para adaptarse a las evoluciones de los sistemas operativos como para mejorar sus funcionalidades y salir airosos frente a las evoluciones de las aplicaciones de la competencia.

Así, pues, si usas una versión distinta a Lollipop, cabe la posibilidad que en tu terminal aporten un rendimiento diferente (esto al margen de lo que puedan influir las prestaciones de la propia tableta o teléfono).

 

3.2.    Aplicaciones para introducir el texto
3.2.1.        Teclado en pantalla

La verdad es que las aplicaciones de teclados que vienen incorporadas de origen en las tabletas o teléfonos son bastante satisfactoria. Pero en ninguna de las originales de los terminales que he usado ha llegado a darme satisfacción. Son suficientes para mensajería, mails, interactuación con las aplicaciones y poco más. Pero para redactar texto con cierta extensión, con ninguno he quedado satisfecho. Ni siquiera con el teclado Xperia de Sony. Lo que más echo en falta es la posibilidad de desplazamiento preciso en el texto para correcciones, no sólo ortográficas, sino también de estilo. Por eso me alegré mucho cuando descubrí SwiftKey: 

3.2.1.1.              SwiftKey

Lo descubría hace tiempo. Cuando los teclados incluidos en los terminales dejaban bastante que desear. Cada vez que cambiaba de terminal, durante unos días daba oportunidad al incluido de fábrica. Y ciertamente, los teclados que venían incorporados cada vez eran mejores. Pero al final, siempre recurría a SwiftKey.

De SwiftKey nunca he usado la funcionalidad que tanto publicita, esa de escribir deslizando los dedos entre las letras. Me las he “apañado” tecleando. Con el buen nivel de predicción que tiene, no necesitaba terminar las palabras, con lo que los “enfados” por errores de tecleo se veían muy disminuidos.

Aunque comparativamente con otros es agradable de usar, no es lo fundamental para mí. Lo que siempre me ha decidido volver a él es la posibilidad de configurar el teclado incorporando en el mismo teclado alfabético teclas de desplazamiento de cursor. Estas teclas me vienen muy bien cuando preciso cambiar el cursor de lugar. Con el dedo nunca he podido hacer desplazamientos satisfactorios, ni siquiera con la ayuda que supone la lupa que amplifica la zona de desplazamiento. Nada mejor que una tecla de desplazamiento que mueve el cursor un carácter preciso en el momento justo que lo necesitas.

Antes he mencionado que repetidamente he vuelto a SwiftKey. En la práctica totalidad de ocasiones ha sido tras cambiar de terminal y comprobar que el que venía incluido de fábrica no me daba total satisfacción. Pero la última vuelta fue tras un abandono expreso por insatisfacción.

El problema: la velocidad de respuesta. Este problema ya lo arrastraba desde tiempo atrás. Lo achacaba a la tableta anterior, que justo la compré porque según la Web del fabricante tenía componentes lo suficientemente potentes como para una respuesta ágil. Pero no. Tras varios meses y depuraciones de aplicaciones de poco uso, con ningún teclado conseguía resultados satisfactorios. De tan lenta respuesta, desistía de usar la tableta para "escribir por doquier". Así que opté por comprar la Sony Xperia Z3 de 8" que os he comentado en algún post anterior sobre este tema.

Pero para mi sorpresa, incluso con esta tableta que me da mucha satisfacción en todo lo demás, incluida la velocidad, SwiftKey seguía respondiendo lento para mis necesidades. Así que vuelta a Google Play en busca de algún otro teclado que fuese más rápido y se asemejase a SwiftKey en el resto de prestaciones.

Y sí, encontré Swype Keyboard:

3.2.1.2.              Swype Keyboard

Aunque al final he vuelto a SwiftKey (explicaré la razón un poco más adelante), he de reconocer que Swype Keyboard es un muy buen teclado. Y sobre todo, muy rápido, que es lo que yo buscaba (Me parece inexcusable que en el siglo XXI el humano tenga que esperar a la máquina. iHabrase visto semejante pretensión en estas creaciones del Intelecto humano!).

Lo desinstalé tras pocos meses porque a pesar de ser buenísimo, puesto que no tiene la posibilidad de configurarlo con teclas de desplazamiento cursor accesibles desde el mismo teclado alfabético.. Y como comenté más arriba, estas teclas me resultan imprescindibles (si el “casi”, que había puesto antes de corregirlo).  Cierto que Swype tiene la opción de mostrarlas en un teclado alternativo al alfabético, pero el tener que activarlo, al final resulta más molesto que el mover el cursor con el dedo.

La vuelta a SwiftKey fie porque leí en algún sitio que había mejorado mucho en rapidez de respuesta, por lo que le di una nueva oportunidad. Y sí, tras varios días de prueba, opté definitivamente por SwiftKey.

Pero insisto: Swype es un buenísimo teclado (mejoraría un poquito más si se pudiesen incluir las teclas de movimiento de cursor en el mismo teclado alfabético). No me queda por menos que recomendarlo (al igual que hago con SwiftKey). Incluso Swype supera a SwiftKey en otras funcionalidades. Incluye dictado por voz y escritura natural, con puntero. Estas opciones las aprecio mucho, pero la eficacia de respuesta en Swype dista mucho de la que ofrecen las aplicaciones que más abajo comento.

3.2.2.        Escritura directa en pantalla

Ya lo mencioné en algún post anterior de esta serie: a pesar de tantos años usando teclados, como un buen bolígrafo  sobre hojas blancas nada que se le acerque ni por asomo. Sobre todo cuando la "inspiración" está un poco "remolona". Y si ante la necesidad de escribir mediante teclas, el ordenador de sobremesa o el portátil suponían una gran ventaja frente a las tabletas o smartphones con sus teclados en pantalla, con la escritura natural en pantalla las tornas han cambiado.  Ahora prefiero escribir con la tableta en vez de con el portátil, a pesar de su gran teclado y pantalla. No sólo por la facilidad ya comentada de "escribir por doquier", sino por la mejor satisfacción en el mismo acto de escribir.

Desde hace bastantes años he probado diferentes aplicaciones para introducir textos con escritura natural en terminales móviles. El primero fue en un HTC; y algo se conseguía. Pero ni con el HCT, ni en los posteriores intentos con Android conseguí escritura fluida y con suficiente nivel de acierto en la transcripción a texto editable.

Fue con la aplicación "Escritura a Mano" de Google que me llevé la gran sorpresa. Desde el inicio tenía un altísimo porcentaje de aciertos en la transcripción a texto editable. Y con el uso parece que “nos conocemos mejor” y me entiende más; con lo que el porcentaje de aciertos se acerca "milagrosamente"  al 100%. (¿Quizás practicando con la escritura natural en Swipe también obtendría resultados similares? Pudiera ser, pero lo dudo).

Sin mayor problema puedo escribir letras con más de una grafía, como la "s", que de forma involuntaria y natural "me sale" en dos versiones dependiendo de la posición en la palabra: Como la típica de los antiguos cuadernos de caligrafía, ...

... cuando es factible enlazarla con la letra anterior (ejemplos: es, casa, ideas,... ).

O con el estilo tipográfico habitual de libros, periódicos...

... y que es la que observas en este post.

También me asombró desde el principio el que no tuviese mayores dificultades para interpretar palabras con letras enlazadas. En otras aplicaciones que he probado debía escribir separando todas las letras si pretendía que la aplicación interpretase "medianamente" bien la palabra.

Las únicas dificultades que actualmente encuentro son la confusión entre "n" y "h", pues en mi grafía sólo se diferencian en la altura del "palito" inicial. También entre la "e" y la "l", porque las escribo igual, salvo la diferencia en altura.

Y lo único que yo le añadiría a esta aplicación sería la opción de desplazarse por el texto escrito carácter a carácter, como ya he comentado que tanto aprecio en el teclado SwiftKey.

Resumiendo: La aplicación "Escritura a Mano" de Google es una "pasada". Recomendable 100%.

(Nota: Más o menos el 80% de los textos de estos post sobre "escritura por doquier" los he escrito con esta aplicación de Google que comento. El 20% restante corresponde a los momentos en que he redactado en el portátil, con teclado, ya que no dispongo de otra alternativa en el portátil).

3.2.3.        Dictado

Otra de las "aplicaciones milagrosas" con las que me sorprendió Google fue con su aplicación de "Dictado por voz". De esto ya hace más tiempo, pero no lo he utilizado con asiduidad hasta que compré el Sony Xperia Z1. Con los terminales anteriores no tenía posibilidad de dictar sin conexión de datos. Supongo que por la capacidad de los mismos, pues tras experimentar el dictado sin conexión de datos ni wifi con Sony he intentado configurarlo en otros teléfonos de menos prestaciones sin conseguirlo.

Esta funcionalidad está muy bien, pero por ahora no me supone la "repanocha". Prácticamente no la uso en la tableta. Con ella prefiero la escritura a mano con la aplicación de Google que antes he comentado. Donde sí la uso es en el teléfono Xperia Z1 que antes he comentado. Y no para redactar, pues también uso en el Z1 la escritura manual; sino para búsquedas en Geogle, anotaciones rápidas, recados, y poco más.

El problema que encuentro para redactar dictando es la imposibilidad de señalar la puntuación. Sólo interpreta el punto, y no en todos los casos. La separación de lineas "teóricamente" también debiera funcionar con la expresión "nueva lineal", pero en más de la mitad de las ocasiones transcribe el texto "nueva línea" en vez de introducir una marca de párrafo. Supongo que todos estos inconvenientes están superados en el inglés, pero con el castellano supongo que habrá que seguir esperando un poco más hasta tener una aplicación de dictado totalmente satisfactoria.

Corrijo: Al poco de escribir el párrafo anterior lo he tachado, aunque no borrado. Y es que nada más terminarlo pensé que quizás la aplicación habría evolucionado sin que yo me hubiese percatado de los cambios por la inercia de usarla creyendo que no había posibilidad de dictar la puntuación. Y efectivamente ha evolucionado. Ya incluye comandos de voz en castellano para "punto", "coma", "signo de exclamación", "signo de interrogación", "línea nueva" y "nuevo párrafo". He hecho algunas pruebas y los transcribe, aunque noto un cierta “torpeza” en la respuesta. Es probable que más que la aplicación, el torpe sea yo, consecuencia de la falta de práctica. Cuando consiga buenos resultados, si los consigo, modificaré esta parte del post para hacer justicia a Google.

Llegados a este punto, y habida cuenta que ya se ha alargado mucho el post, dejo los comentarios sobre las aplicaciones de recopilación, redacción, archivado y publicación para otra semana.

 

<-- Primer post de esta serie
<-- Post anterior Post siguiente -->

 

Contacto

BíblicaMente.org

informacion@biblicamente.org

Sitio de búsqueda

Etiquetas FAVORITAS

Historicidad de la Biblia

Ateísmo

Si deseas comentar alguna página, pincha aquí e indícamelo en el mensaje.
Abriré ventana de comentarios para que opines libremente.
Te avisaré cuando esté disponible.

ESTADÍSTICAS WEBNODE
(Desde Nov/08)

3.711.795 Páginas visitadas
802.492 Total visitas
≈240.828 Visitantes únicos

 


 

Micro CHAT
Tú también puedes dejar mensajes, versículos, noticias,...

Pincha en "ayuda" (debajo del botón "publicar") para ver los códigos especiales: negrita, color e inserción de URL.

 

 

 

Un versículo para hoy

 

 

 


 

¡Ayúda a promocionar este sitio!
(Sin dar dinero)

 

 

(CC) Contenidos utilizables sin fines comerciales. Se agradece enlace a originales.

Creado con Webnode